Escazú & Santa AnaLX Noticias

Positive Luxury conoce a Clari Vega

El equipo de Positive Luxury entrevista a Clari Vega sobre su pasión por el negocio, sus labores filantrópicas y cómo hace para vivir una vida positiva e inspiradora. Asimismo, en esta entrevista nos contó por qué es fundamental para una empresa ser socialmente responsable y cómo LX contribuye a su comunidad y al mundo en general. 

Contanos acerca de LX Costa Rica

LX es un negocio de bienes raíces de lujo, enfocado en personas con vidas extraordinarias y las viviendas que las acompañan. Nuestros clientes son compradores y vendedores con alta capacidad de discernimiento. Vienen hacia nosotros en busca de información actualizada sobre el mercado, en aras de encontrar una guía, un portafolio bien cuidado y filtrado que se ensamble a sus necesidades de estilo de vida. Más importante que nada, LX ayuda a sus clientes en la toma de decisiones cruciales para sus vidas, decisiones capaces de darle forma a sus momentos más relevantes y a sus alegrías del día a día, asuntos como la escuela a la que asistirán sus hijos, cómo van a vivir sus tardes y noches, sus feriados y qué tipo de recuerdos van a construir en casa. 

¿Por qué la comunidad y la filantropía son tan importantes para vos?

Cada día trabajamos con clientes excepcionales que han encontrado una forma de tener éxito y vivir de manera muy confortable. Sin embargo, es muy claro que lo que nosotros ayudamos a vender o comprar supera las necesidades de cualquier ser humano. Son residencias de lujo con un importante valor agregado de comfort, detalles y un toque de locura e irrealidad. Quisimos balancear este hecho en nuestras vidas y transformarlo en algo positivo, en una fuerza productiva que genere impacto. Para nuestra satisfacción personal, la visión de nuestra compañía no puede desligarse de la comunidad que nos alberga, esa en la cual vivimos, nos movemos y trabajamos. Necesitamos ir más allá del estilo de vida opulento y encontrar maneras creativas de involucrar a los clientes, proveedores y las personas con las cuales trabajamos.

Si bien Costa Rica brilla con luz propia en un región azotada por la desigualdad y una pobreza inaceptable, incluso en nuestra tierra se observan tendencias alarmantes en cuanto a estabilidad social, oportunidades e indicadores clave de vivienda. Trabajamos todos los días en el nicho de bienes raíces residenciales así que, naturalmente, nos sentimos inclinados a contribuir en la resolución de aquellos problemas referentes a las necesidades de vivienda. Tener acceso a un alojamiento básico y a los servicios esenciales es crítico para pensar después en mejorar la calidad educativa y de salud de aquellos en desventaja. Sin un techo sobre su cabezas, no es fácil que un niño se mantenga sano, mucho menos que piense en leer o educarse si sus necesidades básicas están descubiertas. Es casi imposible trabajar sin un descanso adecuado, es difícil concentrarse si las horas de sueño dependen de la lluvia o los caprichos del tiempo. En muchos casos, la vivienda es también la espina dorsal del negocio familiar, es el espacio donde se produce o se vende… Si esas necesidades vitales permanecen descuidadas, es imposible pasar al siguiente nivel…

ClariVega

¿Podrías explicarnos mejor cómo hace LX y tu equipo para contribuir a la comunidad local e internacional?

Contribuimos de adentro hacia afuera. Empezamos por lo cercano, con los miembros de nuestro propio equipo. Los especializamos mediante un entrenamiento comunitario. El fin de la capacitación es despertarles su sensibilidad, conscientizarlos del impacto que tienen en la comunidad. Gracias a ellos, nuestro equipo trabaja entonces de manera individualizada con los clientes para comunicarles nuestra perspectiva, aprender sobre sus propios esfuerzos y, cuando es posible, involucrarlos en nuestros proyectos de crear albergues, conseguir préstamos para vivienda u otro plan que tengamos en ciernes o en desarrollo. Parte de nuestras ganancias se destinan al financiamiento de organizaciones que ya están realizando labores geniales y sólo necesitan de nuestro apoyo y atención para crear más impacto. Estamos hablando de organizaciones de la talla de Habitat for Humanity y Kiva. También apoyamos los esfuerzos individuales del equipo LX y cómo cada miembro decide contribuir a la comunidad. 

Los conceptos ‘sostenible’ y ‘ética’ son a menudo usados como herramientas de marketing, en vez de ser vistos como elementos esenciales del negocio. ¿Considerás que esa actitud está cambiando?

Los clientes de LX valoran nuestros esfuerzos comunitarios más allá de las transacciones de bienes raíces. Es así como sabemos de primera mano que existe una actitud positiva frente a la construcción comunitaria. Hemos notado también que existe un escepticismo bien merecido puesto que, en general, los negocios han hecho alarde sobre sus prácticas “éticas” y “sostenibles” sin haberse realmente puesto a la acción. Como empresarios tenemos que ser muy cuidadosos e intentar alejarnos del estereotipo. Nuestras acciones deben pesar muchísimo más que nuestras palabras.

Las palabras de Ghandi son nuestra mejor guía:

La felicidad se alcanza cuando lo que uno piensa, lo que uno dice y lo que uno hace están en armonía.

Un buen negocio debe seguir esa misma línea, necesitamos que esos tres elementos permanezcan en constante armonía.

 ¿Cómo considerás que la sostenibilidad y el dearrollo inmobiliario pueden influenciarse entre sí?

 Todo se reduce a la participación. Para nosotros, se trata de asegurarnos que la comunidad, las organizaciones independientes y los negocios pioneros sean todos parte del proceso de toma de decisiones. El desarrollo inmobiliario tiene un gran impacto en la construcción social y el entorno. Desafortunadamente, cuando el gobierno falla en proveer una estructura adecuada o cuando la comunidad se desentiende del proceso, todos perdemos. 

Un amigo maneja una ONG local que usa el slogan “la indiferencia es agresión” con el fin de aumentar el involucramiento de las distintas esferas sociales en causas educativas de impacto. Lo mismo aplica para el área de la sostenibilidad y el desarrollo inmobiliario: “la indiferencia es insostenible”. Los negocios nunca se muestran indiferentes con respecto a sus metas comerciales y el desarrollo inmobiliario es generalmente liderado por la empresa. Si la comunidad -y con esto me refiero a todos: vos, nosotros, yo- se mantiene indiferente a esas metas comericales, no puede existir un crecimiento balanceado. No existe sostenibilidad si continuamos amparados por la indiferencia. 

¿Qué pasos tomás para tener una vida más positiva?

Para mí, una vida positiva gira en torno a la felicidad genuina, tanto en casa como en el trabajo. He mencionado esto anteriormente pero creo que el factor fundamental es mantenerme constantemente fiel a mí misma, asegurándome de hacer lo que digo y decir lo que siento. Esto suena sencillo pero requiere mucha introspección para realmente decidir qué es lo que me importa y cuándo debo establecer límites, delinear mis áreas de acción e interés. A partir de ese norte bien trazado, se me facilita tomar cualquier paso que sea necesario dar. 

Contanos sobre una situación en el cual te sentiste realmente inspirada.

Mi familia me inspira sobremanera. No sólo una vez en particular, sino siempre. Ver a mis seis hermanos reunirse para ayudar a un amigo, hacer un cambio o -simplemente- compartir una idea, me recuerda el gran poder que tiene la familia… La unión definitivamente hace la fuerza. Me inspira el compromiso inamovible que tienen mis hermanos. Éste no sólo se extiende hacia los miembros de nuestra familia sino que abarca también a quien sea que lo precise. Me inspira ver cómo sus diferencias se desvanecen cuando se encuentran frente a un desafío u oportunidad. El apoyo incondicional desemboca en posibilidades ilimitadas y, eso, es infinitamente inspirador. 

Comparte tres verbos que describan tu trabajo:

Compartir. Cuidar. Inspirar.Lea la entrevista original en el blog de Positive Luxury, redactado por Laura Mitchell y el equipo de Positive Luxury.    

Positive-Luxury-LX-Costa-Rica

Also available in: English